+54 911 66509220

Blog

17 Aug 2020

Ladrones de tiempo que impiden una buena administración de tu día – Parte I

/
Creado por
/
Comentarios0
gestión del tiempo

¿Administras bien tu tiempo? ¿En éste período de pandemia, te cuesta más o menos gestionarlo?¿Qué factores en contra tienes habitualmente? ¿Qué mejoras aplicas para ser más productivo y disfrutar más de la vida personal?

No me cabe duda que alguna de las preguntas que acabo de escribir, te las has hecho en algún momento para organizar y ordenar tu día y/o semana, y que muchas veces has logrado cumplir con tus objetivos y muchas otras no.

¿Te parece que llevar a cabo más actividades, lo más rápido posible o dedicarles un lugar en tu agenda es gestionar correctamente el tiempo?
En lo personal, se me hace que nó.

Muchas personas durante éste período -por lo que converso o leo- están más tiempo que antes frente a su computadora o celular, llegando incluso a horas del día en las que antes las dedicaban a otras cuestiones.

En fin, uno maneja la vida como puede, ¿verdad?

Se me hace que un gran porcentaje de éste grupo de personas mencionado no se siente del todo satisfecho de que le ocurran éste tipo de situaciones porque llega al final de su día con toda una ‘mochila’ de cosas que no quiere tenerlas, y aquí me detengo un instante para dar ejemplos que posiblemente vivas:

  • Molestias y/o dolores físicos
  • Retrasos en las actividades planificadas
  • Dejar de hacer cosas que nos gustan
  • Dedicarle menos tiempo a las personas que queremos

Aquí hago un STOP y sólo para contarte que no mencionaré en ningún momento en éste artículo el concepto de: fallo, que es un término que por mi profesión lo manejo habitualmente, porque sin lugar a dudas, muchos de éstos factores que representan ‘ladrones del tiempo’ nos hacen cometer fallos que debemos tarde o temprano, resolverlos. En fin, otro tema. 😊

Los que me conocen saben que me gusta tocar guitarra acústica, cantar, correr y bailar (lo haré bien o mal, pero me gusta, y eso me basta a mi) y muy pronto volver a realizar las últimas actividades una vez me pueda hacer el chequeo correspondiente luego del accidente que sufrí en mi rodilla, así que por ahora sigo tocando mi guitarra Yamaha. 🙂

La cuestión es que nuestras actividades diarias a veces (o muchas veces) “nos comen” el día y cuando queremos darnos cuenta, llegamos al final del día y no hicimos todo lo queríamos hacer, no hicimos lo que teníamos pensado hacer, no hicimos lo que habíamos planificado hacer, y ésto resulta en una frustración o molestia interna que nos hace sentir mal.

Posiblemente uses el Google Calendar para organizar tu día, y mal o bien las vas llevando, pero convengamos que no siempre es la solución, incluso hasta podes compartirlo, y ahí a veces se complica, ja. También están los que siguen anotando sus apuntes en cuadernos y/o libretas, y está todo bien mientras les sea útil, y por supuesto, no hay lugar para críticas aquí, de nuevo, cada uno vive como puede.

En fin, el tiempo es un factor que debemos aprender y reaprender a administrar, porque por más que uno sea apasionado en su actividad, necesita “desconectar” de sus trabajos porque hasta es saludable, y “conectar” con sus otras pasiones y/o amores (familiares, de pareja, de amigos, otros), porque también es saludable.

Gestión del Tiempo

No existen fórmulas mágicas ni ‘balas de plata’ para citar una frase muy usada por muchos, no obstante podemos utilizar ciertas ‘herramientas’ que nos pueden ayudar a mejorar y optimizar la gestión del tiempo.

En primer lugar, se me ocurrió escribir éste artículo para mencionarte uno de los principales factores que influyen en mejorar la gestión y tiene que ver con identificar tus ‘ladrones del tiempo’.

Factores como los que muestra la imagen, son algunos de ellos, ya que seguramente hay muchos más:

  • celular del trabajo
  • celular personal (muchos tienen dos equipos)
  • correo laboral
  • correo personal
  • redes sociales
  • reuniones laborales planificadas
  • reuniones laborales no planificadas pero necesarias de hacer
  • trámites administrativos laborales
  • trámites administrativos personales
  • reuniones personales planificadas
  • reuniones personales no planificadas pero necesarias de hacer
  • falta de conocimiento en alguna práctica laboral
  • temor a fracasar en alguna actividad laboral
  • miedo al cambio vinculado con alguna actividad laboral
  • dejar todo o gran parte o parte para el final del día o de la semana
  • manejar tareas que no están muy bien definidas
  • impoderables laborales
  • imponderables personales
  • otros… 🙂

Es super necesario (y es un trabajo peronal interno constante y que se aprende reaprende a diario) razonar aquellos factores que están actuando como ‘ladrones de tu tiempo’ y buscar esa fórmula que para vos te sirva y que sea lo más eficaz y eficiente posible, para controlarlos.

¿Qué se viene ahora?

En el próximo artículo me dedicaré un poco más a éste tema, para compartirte algunas recomendaciones que nos dan los especialistas en la materia como para que tengas ejemplos concretos de herramientas que puedas aplicar en tu cotidiano.

Comments are closed.