En este momento estás viendo De la IA Estrecha a la Super Inteligencia

De la IA Estrecha a la Super Inteligencia

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:ISTQB

Explorando las Dimensiones de la Inteligencia Artificial: Estrecha, General y Super Inteligencia

En la vanguardia de la tecnología, la Inteligencia Artificial (IA) se despliega en tres dimensiones fascinantes: Estrecha, General y Super Inteligencia. Cada categoría desencadena una narrativa única que redefine nuestro entendimiento de la inteligencia artificial y su impacto en la sociedad. Por supuesto, considerando con el conocimiento actual que tenemos y estando atentos a todas las novedades que van surgiendo día a día que y que por cierto es una enorme cantidad de datos e información.

La Era de la IA Estrecha: Especialización en Acción

En la base de esta exploración se encuentra la IA Estrecha (Narrow), también conocida como IA Débil. Estos sistemas están programados para realizar tareas específicas en contextos limitados. Desde los sistemas de juego hasta los filtros de spam, estos actúan con eficiencia en su nicho, pero carecen de la versatilidad cognitiva más amplia. Este tipo de IA es de mucha utilidad en la actualidad, demuestra cómo a partir de componentes que cumplen con una tarea específica y especializada puede convertirse en un catalizador de avances significativos para la industria en la que aplique. Los asistentes de voz, generadores de casos de prueba y otras aplicaciones demuestran la capacidad de esta IA para abordar tareas específicas de manera efectiva, marcando el comienzo de una revolución en el ámbito de la tecnología.

Palabras clave: tarea específica y contexto limitado.

El Desafío de la IA General: Cognición Amplia y Razonamiento Humano

Más allá de la especialización, surge la IA General, también llamada IA Fuerte. Estos sistemas poseen capacidades cognitivas generales, tanto que se equiparan a las habilidades humanas. La capacidad de razonar y comprender su entorno de manera similar a los seres humanos es la característica de esta categoría. Hasta el momento, ningún sistema de IA General ha sido creado, probabablemente dando la pauta de los desafíos y complejidad que está asociada con emular las capacidades cognitivas humanas. No obstante, todo lo que se viene haciendo con las IA’s y las tendencias que son motivo de debates a nivel mundial, hacen pensar que el abordaje a tareas con la misma amplitud que los humanos hacen, abren la puerta a innumerables posibilidades, desde la toma de decisiones hasta la resolución de problemas de manera sofisticada.

El Horizonte de la Super Inteligencia: Rumbo a la Singularidad Tecnológica

En el horizonte, se perfila la Super Inteligencia, un territorio aún no explorado donde la IA además de emular la cognición humana, condición por cierto extremadamente compleja, también supera rápidamente la inteligencia humana con un poder de procesamiento masivo, una memoria prácticamente ilimitada y acceso a todo el conocimiento humano a través de su acceso a la web. La Super Inteligencia promete revolucionar nuestra comprensión del potencial cognitivo a otro nivel. El hito transcendental en todo ésto es cuando se origine la Singularidad Tecnológica, entendiéndose a este hecho como el punto donde la IA General se transforma en Super Inteligencia. A partir de ese momento, los sistemas basados en la IA superarán la sabiduría humana, desencadenando cambios en la forma en la que la tecnología y la sociedad interactúan.

Reflexiones sobre la Evolución de la IA: Desde lo Específico hasta lo Sobresaliente

Esta exploración desde la IA Estrecha hasta la Super Inteligencia refleja una evolución en la forma en que comprendemos y aplicamos la inteligencia artificial. Desde la especialización hasta la capacidad de emular la cognición humana y, finalmente, superar la inteligencia humana, presentando cada fase inmunerables desafíos, compromisos y consecuencias que serán únicas. El desarrollo de estas dimensiones de la IA impulsa la investigación y la innovación. Además, plantea cuestiones éticas y sociales cruciales que deben abordarse de manera integral. A medida que nos sumergimos en todos estos temas y pensamos en cada una de estas fases, es esencial reflexionar sobre cómo queremos dar forma a esta revolución tecnológica y asegurar que sus beneficios se distribuyan de manera equitativa.

  • ¿Cuánto de los procesos de control de calidad de software dejarán de existir tal y como lo percibimos actualmente?
  • ¿Cuántas instancias del proceso de control de calidad estará siendo sustituido por determinadas inteligencias artificiales?
  • ¿En cuánto intervendrá el ser humano y en cuántas instancias dejará de participar?
  • ¿Será que habrá un momento en el que el ser humano se enfrente a un debate con una inteligencia artificial?
  • ¿Cuánto de la automatización de procesos mediante RPA o automatización de testing con Selemium WebDriver por ejemplo, será conducido por inteligencias artificiales?
  • ¿Cuántas de las acciones entre un Xray integrado a un JIRA que hoy un tester lleva a cabo mediante la creación, modificación y seguimiento de test plan, test set, precondition, tests y test execution, serán reemplazadas por un agente impulsado con inteligencia artificial?
  • ¿Cuántas soluciones comenzará a dar la inteligencia artificial en los procesos de control de calidad aplicados a usabilidad, accesibilidad, seguridad, performance, mobile?
  • ¿Cuántos datos sintéticos se generarán y que podrán ser utilizados durante las distintas fases de prueba que requiere todo proceso de control de calidad?
  • ¿Cuántos desarrollos de scripts podrán predecir defectos del tipo críticos?
  • ¿Cuántos periféricos se construirán para permitir la interacción entre el ser humano y las inteligencias artificiales para mejorar el proceso de control de calidad de software?

Me detengo aquí con mis pensamientos para ir más adelante con pensamientos y reflexiones en aspectos más específicos.

Fuente de inspiración: Programa de Estudios del ISTQB AI

 

Gus Terrera

Apasionado por el agile testing y la ia.